4 de mayo de 2011

¿Puede ser buena la tortura?

Leo estupefacto el siguiente titular:"La CIA resalta la importancia de la tortura para matar a Bin Laden"
Me recorre un escalofrío  mientras pienso que es es la política de un Premio Nobel de la Paz la que se trata de justificar con esta afirmación. 
El artículo 5 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos dice expresamente que  "Nadie será sometido a torturas ni a penas o tratos crueles, inhumanos o degradantes."

Si usamos los mismos métodos que los terroristas ( sembrar el terror, torturar, aunque sea en detenidos), ¿sómos mejores que ellos? 
La legitimidad de la democracia está en la superioridad moral de sus actos. Si los actos no son morales, la democracia pierde la esencia de su legitimidad. 


Me viene a la cabeza una obra imprescindible de Mario Benedetti, Pedro y el capitán.
En esa breve obra, se condensa el diálogo entre un hombre torturado y su torturador. ¿Quién de los dos es mejor, moralmente hablando?





No hay comentarios:

Publicar un comentario