9 de junio de 2011

¿Aún no has leído el Quijote?

En otra entrada ya hablamos del Quijote. Hoy quiero reflexionar sobre la forma de llegar a él. Por supuesto no es lo mismo que te lo mande el profesor de lengua para un examen, que leerlo a nuestro ritmo, saltando lo que nos aburra y releyendo lo que nos gusta. Yo, reconozco que he sido muy afortunado por la manera de llegar al Quijote. A las pruebas me remito: