13 de julio de 2011

Adiós tutorías




Tras el aumento de horas y el aumento de alumnos por aula, ahora llega la supresión de la hora semanal de tutoría.



¿Y qué más da?¿Qué se hace en esa hora? Pues bien, para los que lo desconozcan o lo hayan olvidado, les diré que la tutoría es un elemento básico en la enseñanza a lo largo de la historia. Los nobles buscaban un tutor para sus hijos que no se limitase a formarles en el conocimiento de las materias, sino como persona. En esa hora es cuando se dialoga con los alumnos para tratar de mediar en problemas y conflictos, se busca la empatía, la integración en el grupo, se dan técnicas de estudio, se trabajan cuestiones éticas, prevención de drogodependencias, del alcoholismo, educación sexual, educación en la igualdad, educación para prevenir la violencia,... y es la hora en que no se buscaban unos resultados académicos, sino sólo "personales", éticos y de mucho mayor calado en la mayoría de los casos que el contenido de nuestras asignaturas. Además de mil trámites burocráticos que la administración nos imponía.

¿Y a partir de ahora?
Ahora, se dejarán de trabajar la mayoría de esas cuestiones porque los profesores no tendremos tiempo para introducirlas en nuestras programaciones.  Algunos lo seguiremos haciendo como podamos, pero habrá que olvidarse de talleres, charlas de especialistas, seminarios de profesionales que acudían a los centros para enseñan a los alumnos cosas de las que los profesores no habíamos oído ni hablar, les daban pautas, lugares, teléfonos a donde recurrir.
Las conversaciones con los alumnos serán en pasillo a la carrera, y aquellos profesores que se veían obligados a tratar estos temas aunque les resultase incómodo, tendrán la excusa perfecta para obviar la adicción de un alumno, la violencia latente contra otro, los problemas personales de la mayoría,...


Recomiendo la lectura de este artículo de Moncho Alpuente.

Es interesante ver cómo defendía la Comunidad de Madrid la importancia de la tutoría hasta hace un momento:


En su punto 10, dedicado a la tutoría y la orientación, la orden afirma literalmente que "la tutoría personal de los alumnos y la orientación educativa, psicopedagógica y profesional constituirán un elemento fundamental en la ordenación de esta etapa"





Con introducir la palabra tutoría en cualquier buscador, veremos la importancia que  tiene ésta en todas las tendencias pedagógicas con independencia de la región, país o sistema educativo.

Con excepción de Madrid.

2 comentarios:

  1. Efectivamente, todo parece irse al carajo, charlatán, pero resistiremos como el coral ante los oleajes de estos politiquillos. No tengo ninguna duda de que reaccionaremos, es necesario. Gracias por seguir cultivando tu blog.

    ResponderEliminar
  2. Gracias a ti por seguirlo. Estoy convecido de que los profesores somos, usando palabras de Labordeta, "suaves como la arcilla y duros como el roquedal". De ello depende no nuestro futuro, sino el de una generación. Un abrazo y sigamos luchando por aquello en lo que creemos.

    ResponderEliminar